Plazos de entrega

Ya sabes que cumplir con los plazos de entrega es importantísimo para tu reputación como teletrabajador. Una mala reputación puede quedar impresa en tu perfil y perseguirte como la sombra. ¡Que pesadilla! ¡Con lo mucho que te ha costado ganar proyectos! En cambio si cumples los plazos puedes fidelizar a tu cliente para que siga contratándote. Además, cumplir no solamente te beneficia a ti, sino que también favoreces a tu cliente ayudándole a avanzar en su trabajo. Ambas partes ganan. Esa es una de las mayores virtudes del teletrabajo.

Por otro lado, puede que por cumplir con los plazos y hacerlo todo perfecto termines con estrés y dejes de disfrutar del trabajo. Entonces, lo ideal es llegar a un equilibrio.

Logrando el equilibrio entre cumplir los plazos y la tranquilidad.

Evalúa de antemano los proyectos que vas a postular

Si sabes que no vas a llegar con el plazo ya sea por el volumen de trabajo, tu nivel de experiencia o porque no te reditúa económicamente, simplemente no postules. Y si postulaste y te dieron el proyecto, simplemente di NO. Decir que no aceptas el proyecto no te perjudicará  en nada.

Negocia con tu cliente la fecha.

Por un lado está la fecha que necesita el cliente. Por otro lado, calcula cuánto tiempo te llevará hacer ese trabajo y todos los que estés realizando ahora mismo. No te olvides que pueden salirte más proyectos de los que has postulado. Cuando recién empiezas puede que te sobrepase la cantidad de trabajo porque te tardas más en las tareas y porque estás postulando hasta mientras duermes.

Organízate

Crea un calendario de trabajo donde resaltes todas las fechas de entrega para que no se te pase ninguna. Puedes dividir cada proyecto en fracciones de trabajo para medir lo que avanzas a diario. Si los proyectos son muy parecidos entre si; por ejemplo escribir contenido; puedes dedicarle un tiempo solo a buscar información para varios de los artículos que vayas a escribir. Esa es una forma sencilla de economizar tiempo.

Comunícate con tu cliente

Durante el proceso envíale a tu cliente los avances (un par de veces es suficiente) para que te de feedback. Su feedback te ayudará a saber si vas por el buen camino y te ahorrará el rehacer tareas porque no coinciden con lo que cliente esperaba.

Deja un tiempo para imprevistos

Así puedes prever retrasos derivados de tu trabajo o de tu vida personal.

Lleva una vida sana

Come bien, descansa y tómate un tiempo para disfrutar de todas las cosas de tu vida. Esto te recargará pilas y la motivación.

¿Qué pasa si sabes que no vas a llegar a cumplir con los plazos de entrega?

Eso puede pasar, no vas a ser el primero. Por favor quítate la pesadilla de tu cabeza porque no te ayuda de nada. Luego habla con tu cliente y exponerle claramente tu problema. Intenta ofrecerle soluciones. Por ejemplo puedes ofrecerle la opción de subcontratar a otro teletrabajador para que termine el trabajo por ti. O renegociar la fecha de entrega. Toma conciencia de lo que te pasó para evitar que te pase otra vez.

Cuéntanos debajo ¿Qué te parecieron estos consejos para cumplir con los plazos de entrega y no morir en el intento? ¿Qué otros consejos le ofrecerías a los demás teletrabajadores?

 

0 0 vote
Article Rating
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x