De trabajar de sol a sol, a vivir completamente del teletrabajo. La Historia de Alvaro.

A la mayoría de las personas que trabajan en las grandes ciudades del mundo, les pasa lo que le pasaba a Alvaro. Viviendo en Bogota, tenía que viajar grandes distancias hacia su trabajo y terminaba trabajando de sol a sol. Salía de su casa a las 4 de la mañana y volvía casi de noche. Trabajaba de sol a sol. Pero hoy, es uno de los exitosos alumnos de VirtualiaNet que está viviendo completamente del teletrabajo.

¿Quieres saber cómo lo hizo? NO SE RINDIÓ. Demoró 6 meses en conseguir su teletrabajo. Pero eso no lo hizo dejar de aplicar. Tuvo un mal entendido con su primer cliente. Pero eso no lo detuvo. Y HOY ESTÁ VIVIENDO DEL TELETRABAJO. Y no solo él, sino que también su esposa teletrabaja.

¿Quieres escuchar su historia completa? Mira la entrevista que le hicimos o lee su testimonio, escrito por el mismo a continuación.

Mi nombre es Alvaro Patiño, nací en un municipio boyacense, pero migré a Bogotá en busca de oportunidades tanto de empleo como de educación. Ahí duré 9 años, me gradué como auxiliar de sistemas, también estuve en un instituto aprendiendo Inglés gracias a lo cual hoy manejo un buen nivel, me desempeñé en diferentes trabajos, siendo el último en la recepción de una entidad del país donde duré 4 años. Siempre me ha gustado estar aprendiendo cosas nuevas, así que cuando estaba trabajando aprovechaba mis ratos libres para hacer diferentes cursos virtuales aprovechando las ventajas que hoy nos brinda la tecnología.

Conocí VirtualiaNet a través de una persona que sigo. Me llegó una invitación a un webinar con un experto en el tema del teletrabajo, era el señor Juan Martitegui. Este webinar me gusto mucho y finalmente entré a la academia hace algo más de un año.  Tan pronto entré, inicié a ver los modulos, me tomó 2 meses verlos todos  y finalmente presente el examen, en el cual me fue muy bien  ya que saqué 93.5% . Luego pude descargar mi diploma, para este momento ya tenía creado mi perfil en las principales plataformas y había pasado algunas propuestas pero no había ganado ningún proyecto.

El primer proyecto que logré, no me fue del todo bien, ya que se presentó un malentendido con la persona que me contrató, esto lo hice cuando aún estaba en mi último empleo. Luego a principios de este año terminé mi contrato, no quise renovar porque para este momento ya había tomado la decisión de tener mi propio negocio y también de vivir en una ciudad más pequeña. Aunque aún no había hecho mucho con el teletrabajo, si tenía la confianza en que con lo que aprendía en la academia, (porque seguía y aún sigo viendo los módulos), y el apoyo que se brinda en el grupo de Facebook, las office hours y las teleclases lo podría lograr, y lo pensaba utilizar para ganar un ingreso complementario, para los primeros días del negocio.

Así que los primeros meses estuve haciendo ambas cosas, pasando propuestas, capacitándome y a su vez tratando de sacar el negocio adelante. Empecé a aplicar con más constancia, y así obtuve mis primeros proyectos. Estos fueron de redacción de contenido y me dieron las bases para seguir adelante con el teletrabajo. Empecé a hacer aplicaciones mejores y obtener más respuestas. Como el negocio no estaba tan bien y me estaba consumiendo energía decidí cerrarlo y dedicarme de lleno al teletrabajo. Aplicando con constancia, logré iniciar a trabajar con una agencia de marketing con la cual llevo 8 meses trabajando constantemente, inicié haciendo tareas de asistencia virtual y analista de datos y ahora soy el encargado de administrar las cuentas de Google Adwords y Facebook Ads.  También he iniciado a trabajar con una agencia de marketing en España en la creación y optimización de campañas.  

Para este momento, creo que apenas he iniciado, y sigo aplicando en las plataformas porque quiero expandir mi base de clientes.

La academia no solo me ha ayudado a mí. Mi esposa aunque no se dedica al 100% al teletrabajo, también escribe para una revista virtual además de otros paquetes que le encargan por las plataformas donde ya tiene algunos clientes.

Me siento muy agradecido con la academia, lo que me ha enseñado y como ha cambiad mi vida y mi forma de pensar. Se que hay mucha gente que posiblemente lo quiere hacer, sabe que le ayudará a cambiar su vida, pero aún lo está dudando. Así que espero que mi testimonio los ayude a decidirse e ir por lo que quieren.

Alvaro Patiño, Colombia.

 

¿Quieres aprender a Teletrabajar?